Ofrenda floral en la plaza San Martin

http://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpghttp://embajadadominicana.com.ar/wp-content/uploads/2013/05/embajadores.jpgOfrenda floral en la plaza San Martin

Discurso con motivo de la ofrenda floral 169° aniversario de la Independencia de la República Dominicana y del Bicentenario de natalicio de Juan Pablo Duarte 6 de marzo de 2013

Señoras y Señores Embajadores, representantes del cuerpo diplomático acreditado en Argentina, Funcionarios de la Cancillería argentina, del Gobierno de la Ciudad, amigos del Instituto Sanmartiniano, alumnos y autoridades académicas de la Escuela 16 República Dominicana de la Ciudad de Buenos Aires, queridos compatriotas de la República Dominicana y colaboradores de la Misión dominicana en Buenos Aires que nos acompañan.

Ante todo, permítanme expresarle al pueblo venezolano, a nombre del presidente Danilo Medina, del Estado y del pueblo dominicanos, nuestras más sentidas condolencias por el fallecimiento del presidente Hugo Chávez. En homenaje a su memoria guardemos un minuto de silencio.

En este emblemático punto de la Ciudad de Buenos Aires que rinde homenaje al General José de San Martín, a su sueño y a su obra latinoamericanista, este encuentro es muy especial para todos los que hoy nos llamamos dominicanos. Hoy celebramos el 169 aniversario de nuestra independencia. Es una fiesta tradicional y la más importante de nuestro calendario porque simboliza nuestro nacimiento como nación, con identidad y características únicas que nos identifican y nos enorgullecen. Pero también celebramos el bicentenario del natalicio de Juan Pablo Duarte, fundador de la República Dominicana.

ofrenda floral

Duarte sería, como todos los libertadores de América Latina, un Quijote más. Sus ideas se inspiraron de las ideas libertarias del siglo XIX. Con apenas 25 años, junto a sus coetáneos Francisco Sánchez y Ramón Mella, creó una sociedad secreta compuestas por grupos de tres personas que muchos veían condenada al fracaso, pero tuvo éxito. A los 31 años de edad vio coronado su sueños y la República Dominicana fue proclamada el 27 de febrero de 1844, con la bandera que se diseñó en su casa paterna, con sus ideas de democracia y con la elaboración de una constitución que nuestros políticos tratan, haciendo frente a momentos difíciles de nuestra historia, de consolidar cada vez más. Como el general San Martín, como Artigas, este hombre de una vida tan hermosa, tan abnegada, tan austera y tan dramática que no puede evocarse sin lágrimas, murió en la miseria, en Venezuela, en 1876.

En la República Dominicana el proceso independentista tiene características particulares. A raíz del abandono de la colonia por parte de España fuimos ocupados, por veintidós años, por nuestro vecino Haití de quien nos independizamos en 1844.

A lo largo de estos 169 años de vida independiente hemos sido víctimas de dos ocupaciones militares extrajeras en el siglo XX, de varias dictaduras, en particular una de 31 años, de una guerra civil y patria contra el invasor extranjero en 1965. Pero esa sangre no se derramó en vano. Desde 1966 hasta la fecha de hoy, con altas y bajas, la democracia se ha impuesto y los gobiernos se suceden. En agosto del pasado año asumió a la Presidencia el lic. Danilo Medina dando continuidad al clima democrático que desde hace más de 45 años vive nuestro país.

A lo largo de estos casi cuatro años como Embajador, me convenzo cada vez más de que América Latina es un solo país. Me doy cuenta de que las ideas de nuestros libertadores se enraízan cada día más. He encontrado en el pueblo argentino, en sus autoridades y en la gente común, una gran hospitalidad, un deseo marcado de trabajar de manera conjunta y de hacer cosas por nuestros dos países, como socios, dentro del marco de las estrechas relaciones que nos unen.

Durante este período puedo decir que se ha iniciado un proceso de redefinición del papel de nuestro país como socio de Argentina en la región latinoamericana. La entrada en vigor de acuerdos de largo alcance, como el DR-CAFTA, y los acuerdos logrados con la Unión Europea, la presencia dominicana en SICA, dan a RD un giro dentro del espacio latinoamericano y lo convierten en una especie de pivote para el comercio internacional. Las facilidades que ofrecen estos acuerdos, han posicionado a la República Dominicana en el centro del mundo como un enlace hacia los mercados estadounidense y europeo.

Dentro de este marco, se describe pues un nuevo panorama bajo un esquema de cooperación/asociación en el marco de la nueva geopolítica de la subregión del Caribe.

Otro aspecto de suma importancia es el trabajo con la comunidad dominicana presente en Argentina. La cual comienza a tomar un espacio de importancia dentro de esta hospitalaria sociedad y muchos de cuyos miembros se destacan ya en diversas áreas.

Finalmente, deseo destacar el posicionamiento de República Dominicana como destino turístico, gracias en gran medida, a la labor de nuestro Ministerio de Turismo mediante su Oficina en Buenos Aires. Las cifras del ingreso de turistas a nuestro país han experimentado un aumento considerable en los últimos cinco años, y nuestro país se ha convertido en un destino común para los argentinos, pues más de 100 mil visitaron República Dominicana en 2013.

Muchas gracias.

 

 

Descripción del autor

Embajada